de 12 a 24 hrs.de lunes a sábado

de 12 a 24 hrs.de lunes a sábado
Fachada exterior

miércoles, 15 de septiembre de 2010

DE BEBISTRAJOS Y REFACCIONES

LA LEYENDA DEL WHISKY EN CHILE

* Karla Berndt

Después de un cóctel con cebiches, pequeños sándwiches, empanaditas y carpaccios, los asistentes debemos tomar café sin leche ni azúcar. Sirve para neutralizar los paladares y prepararnos para la cata de whisky que comenzará a continuación.

Hay que olfatear “en línea”. Tomar la copa con una mano, taparla con la otra y acercarla
al pecho para lograr la temperatura perfecta para la degustación. Nunca se debería tomar whisky on the rocks…

Jim Murray, el mundialmente famoso crítico inglés y conocedor en profundidad del whisky y sus secretos, visitó Santiago los días 30 y 31 de agosto donde ofreció una serie de catas especializadas. Es autor de “Whisky Bible” o “La Biblia del Whisky”, libro que lo ha elevado a la cúspide del mundo de los destilados. Esta publicación consiste en una guía anual que incluye notas de cata y calificaciones de más de 4.000 whiskies del mundo, lo que sumado a su apasionada forma de escribir, lo ha llevado a vender más de 250.000 copias de su obra. Sólo para la edición 2011, Murray ha degustado 1.066 nuevos destilados.

Ballantine’s fue el responsable de traerlo al país donde ofreció sus catas y presentó su libro, que califica a Ballantine’s Finest con 96 puntos, por lo que ha sido calificado como el “mejor whisky estándar de línea” del mundo, por segundo año consecutivo.

Según Murray, Ballantine’s Finest “es el resultado de un trabajo de excelencia, en donde la mezcla alcanza un nivel superior, lo que permite ubicarla en la parte más alta de esta categoría”.

*Karla Berndt es cronista gastronómica e integrante del Círculo de Cronistas Gastronómicos de Chile. Nacida en Alemania, reside hace 22 años en Chile y actualmente es Gerente de Comunicaciones de la Cámara Alemana de Comercio, Camchal. Su afinidad con la gastronomía la plasmó en el primer y único libro de cocina chilena escrito en idioma alemán y editado en su país de origen “Die chilenische Küche”. Sus periódicas crónicas se pueden leer (en español) en el sitio www.camchal.cl y en su columna “De bebistrajos y refacciones” en Lobby.