de 12 a 24 hrs.de lunes a sábado

de 12 a 24 hrs.de lunes a sábado
Fachada exterior

martes, 7 de marzo de 2017

MIS APUNTES


RAIGAMBRE FRANCESA EN SANTIAGO

 
La cocina francesa, más allá de su enmantequillado origen, continúa atrayendo a miles de comensales que disfrutan los placeres de una de las mejores cocinas del mundo. Cuna de grandes cocineros que forjaron las tendencias gastronómicas más sofisticadas de la historia, dan vida en nuestra capital a muchos restaurantes de esta especialidad, cuyos mejores exponentes los comentamos a continuación.
 

BACO
Convertido en un clásico, es uno de los imperdibles de la cocina francesa en la capital. Tras decenas de ensayos y errores, lograron configurar una carta que encanta a todos y que apoyada con un agradable servicio, hacen que cada ocasión sea una experiencia memorable, donde el foie gras es uno de sus mejores aciertos. Exitoso como pocos, requiere reserva obligatoria y vestimenta semi formal (Nueva de Lyon 105, Providencia / 22231 4444)

 

LA BRASSERIE
Una pequeña brasserie que no parece tal, es el sueño cumplido del chef galo Franck Dieudonné, que fiel a su raigambre, permanece en la cocina elaborando sus especialidades que ya son conocidas por sus asiduos clientes. Una pequeña carta estable y platos del día –como debe ser- este lugar se ha ido transformando en uno de los mejores referentes de la cocina francesa regional en la capital, trufas incluidas. (Guardia Vieja 181- local 4, Providencia / 23223 8468)

 

LOBO BRASSERIE
Nuevo, con raíces francesas y productos locales, es -sin duda- una de las buenas aperturas del 2016. Un lugar imponente en un barrio que está dando sus primeros pasos gastronómicos. Ahí dentro, en sus cuatro estaciones: carnes, pescados, entradas frías, panadería y pastelería, hay cuatro chefs franceses con sus ayudantes chilenos trabajando productos seleccionados con pinzas a lo largo de todo Chile como el pato cocinado a 76 °C por horas y sellado a la plancha y servido con su propia salsa, acompañado de ratatouille y puré de camote. (Avda. El Rodeo 13332, La Dehesa / 23221 7990)

 

LA CASCADE
Creado en 1962 por madame Ivette Reillard al no poder ejercer en Chile su profesión, enseñó a sus clientes a comer caracoles, ranas a la provenzal, faisán, foie gras, liebre, perdices en salsa de uva y crêpe Suzettes –una de las mejores de la ciudad-, algunas de las exquisiteces “del más francés de los restaurantes” según sus seguidores. Hoy, su nieto Edouart es el encargado de mantener la larga trayectoria y tradición de este clásico restaurante de mantel largo. (Monseñor Escrivá de Balaguer 6400, local 8, Borde Río, Vitacura / 22218 9640)

 

LE FLAUBERT
Albergue de buena parte de la socialité exiliada en los años de la dictadura, este Salón de Té ubicado en una de las calles más hermosas de la capital, fue evolucionando hasta convertirse en uno de los imperdibles de la cocina gala, ofreciendo composiciones exitosas o recreando las recetas tradicionales francesas como su célebre paté maison, la soupe à l’oignon, el coq au vin y mucho más. (Orrego Luco 125, Providencia / 22231 9424)

 

LES ASSASSINS
Atravesar su puerta es como entrar en una máquina del tiempo que lo lleva a un bistrot galo de los años ‘60, donde el ambiente, decoración y música lo harán sentirse en la patria de la Marsellesa. Tiene uno de los mejores beef bourguignon de la ciudad y la soupe al’oignon es otra de sus estrellas que convocan a muchos a este rincón del barrio Lastarria, a pesar de las frivolidades de la cocina fusión, la moda y los oropeles de Alonso de Córdova y Nueva Costanera. (Merced 297,  Santiago Centro / 226384280)

 

LE BISTROT
Un bistrot es, como muchos saben, un restaurante sin demasiadas pretensiones como no sean las de encarnar un lugar íntimo, no demasiado grande ni caro, pero con buena comida y vinos. Acá, Gaetan Eonet –chef y propietario- ha sabido manejar a la perfección un lugar apretujado, algo incómodo, pero repleto de clientes que alaban una cocina donde se expresan los platos de charcutería, sopas y preparaciones clásicas como un soberbio paté de campo con cebolla caramelizada elaborado en casa. (Santa Magdalena 80, local 7, Providencia / 2 2232 1054)

 

CARROUSEL
Curiosamente este restaurante ha hecho gala de ser uno de los mejores franceses de la capital, sin embargo su fuerte es la refinada cocina de inicios del siglo XX, con todas las influencias centro europeas pero con un producto típico nacional. En sus entradas destacan los blinis de salmón y caviar, las machas a la parmesana y el cajón de erizos. Dentro de los platos de fondo resaltan el fricasé de criadillas, los locos Jack y la corvina al limón, asegurando una calidad que lo ha caracterizado y lo ha convertido en un sello inconfundible. (Los Conquistadores 1972, Providencia / 22232 1728)

 

LA CUISINE
Íntimo, pequeño y guarida de franceses y belgas que viven en Santiago, este escondido bistrot, desconocido para muchos, es uno de los buenos aportes galos a la ciudad. Chef y propietarios franceses para un lugar ejemplar, donde se han liberado de las ataduras de la alta cocina y que hoy opta por una cocina regional o pueblerina llena de milenarias tradiciones como sus alabados caracoles en salsa de setas. (General Flores 218, Providencia / 22952 6420)

 

NORMANDIE
Dicen que en Santiago no hay bistró de aspecto más bistró que el Normandie. Refugio de actores y gente de teatro, la bohemia cultural se reúne a menudo para degustar sus equilibrados platos de inspiración francesa como el conejo a la mostaza, la sopa de cebollas o el confit de pato, platos que desde el 2003 figuran en una carta que se ha mantenido inalterable en el tiempo. (Av. Providencia 1234 / 22236 3011)

 

BOULEVARD LAVAUD
Debe ser uno de los locales con la ambientación más original de Santiago antiguo ya que abarca buena mesa, antigüedades –a la venta- y hasta la centenaria Peluquería Francesa (1868) en pleno funcionamiento. El nieto de su fundador recuperó y adaptó el edificio y en una inédita alianza ha instalado junto a ella comedores distribuidos en dos pisos con una oferta culinaria basada en numerosos platos livianos como sus crêpes de jamón, espárragos y alcachofa, además de recetas originales a valores felizmente moderados. (Compañía de Jesús 2799, Santiago Centro /22682 5243